Vuelta a la realidad

Escrito por CDHerrera 03-04-2015 en Partidos liga 14/15. Comentarios (0)

Ardua tarea la que me ha sido encomendada esta vez. ¿Cómo tratar de estar al nivel del Perez-Reverte herrerino? Trataré de ser fiel escudero y defender esta crónica cuan Sancho Panza a Don Quijote con las consignas aprendidas del maestro.

Sabedores del cambio de hora en la noche anterior, los perspicaces directivos del Herrera dispusieron el comienzo del partido una hora más tarde del horario habitual, para que por si algún rezagado no había actualizado su reloj despertador, no se perdiese el encuentro.

A las 5 en punto todo dispuesto para el comienzo de la contienda, se guardó un sepulcral minuto de silencio por las victimas del avión siniestrado de Germanwings dónde murieron 149 víctimas inocentes.

El árbitro dio comienzo al partido mientras se escuchaba el “cumpleaños feliz” de fondo en honor al presidente del club, Enrique Burillo. El conjunto local comenzó bastante descolocado y dejando llevar el peso del partido a los visitantes que se jugaban entrar en la liguilla de ascenso y el prestigio de ganar al todavía invicto líder. En los primeros minutos dos ocasiones casi consecutivas, más por desconcierto local que por calidad visitante, llevaban el miedo a los que allí presenciábamos el encuentro. A los 10 minutos de juego, el jugador visitante Rubén Marín, volviendo a hacer gala de sus dotes mostradas en el partido de ida, donde saliendo de suplente fue expulsado tras dos entradas criminales, esta vez propinó un tortazo a Marcos, que desgraciadamente el árbitro no vio, ya que si no, le hubiese mostrado el camino de los vestuarios, o más bien de la cochiquera debiera.

Esto hizo despertar al equipo local y lo espoleó para que tomase las riendas del partido que ya no abandonó hasta una inexplicable expulsión de Daniel en la segunda parte. Hasta el minuto 45, varias ocasiones de Churita, Chilín, Marcos y Perchano en diversas combinaciones y de Héctor y Sergio en jugadas a balón parado y saques de esquina fueron las credenciales mostradas por los locales. Destacar una preciosa internada por banda de Meavilla que en última instancia manda el balón al palo derecho de la meta almuniense haciendo sonar los característicos “uys” en la grada.

La segunda parte, empezó como acabó la primera, con asedio de los herrerinos. Hasta que en el minuto 53, en un balón largo al que llega Perchano, es derribado sobre el vértice del área por el portero visitante. Expulsión, pero no penalti ya que el árbitro saca el balón fuera del área. A partir de ahí el Herrera se diluyó, continuo manteniendo la posesión del balón pero no buscaba la meta rival. En el minuto 60 Daniel es expulsado por una segunda amarilla y a partir de ahí el partido se convierte en un correcalles. Ambos equipos atacan la portería rival con mucho ímpetu pero sin ningún rigor táctico y el partido acaba como empezó, con un 0-0 y con la sensación de que se podía haber ofrecido mucho más por parte de ambos equipos a la afición. Esta tendrá que esperar a la copa para volver a ver y sentir las alegrías del buen fútbol que en muchos momentos le han brindado sus chavales.

Sin más dilación me despido y espero haya sido de vuestro agrado y que Pedro Javier Meavilla López nos deleite con su asistencia al resto de partidos.

Iván Domínguez Serrano.